martes, 4 de mayo de 2010

Modelo de carta para enviar a la delegación española en la OCDE pidiendole que vote en contra del ingreso de Israel.

Estimado embajador,

A finales de este mes la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, OCDE, decidirá sobre la incorporación de Israel a la Organización. La falta de respeto de Israel por los derechos humanos y por el derecho internacional y su tendencia a obstruir un proceso de paz realista se ha encontrado con una crítica internacional generalizada. Israel ha demostrado repetidamente que esa crítica no le afecta, por el contrario, Israel continúa con su política ilegal sin enfrentarse verdaderamente a ninguna consecuencia. En contraste con las declaraciones y condenas, a Israel se le concede un trato especial en política internacional y cooperación. Concederle el estatus de miembro de la OCDE sería otro ejemplo de ese trato especial. La decisión también requiere que la organización haga la vista gorda ante sus propias directrices con respecto a la paz, los derechos humanos y el comercio.

Creemos que hay muchos motivos para negar a Israel el ingreso en la OCDE, entre ellos:

La producción en los territorios ocupados está en conflicto con el derecho internacional, y el tribunal Europeo de Justicia aclaró recientemente, en febrero, que los productos de Cisjordania no pueden ser calificados como israelíes. En las cifras que componen los fundamentos para la decisión de pertenencia no se ha hecho ninguna distinción con respecto al lugar de producción. En vez de castigarlo por crímenes según el derecho internacional, las cifras benefician a Israel. A pesar de que Israel se beneficia de la economía en los territorios ocupados no se reconoce a los cuatro millones de personas que viven allí, lo cual origina que los números subyacentes per cápita sean todavía más engañosos.

De acuerdo con el Convenio de la OCDE los países miembros deben compartir un compromiso con el imperio de la ley y el respeto a los derechos humanos. Varios de los miembros actuales han expresado repetidamente sus críticas para demostrar que estos compromisos no son compartidos por Israel. Por ejemplo Israel negó el visado de entrada a una delegación de la ONU designada para investigar el ataque a Gaza, y declaró que el derecho internacional se debe ajustar de acuerdo con las acciones israelíes y no a la inversa.

En el texto del Convenio se puede leer que la cooperación hace una contribución vital a las relaciones pacíficas y armoniosas entre los pueblos del mundo. Los países miembros han expresado críticas en varias ocasiones porque las acciones de Israel son contraproducentes para el desarrollo de dichas relaciones. Recientemente, en marzo, los EE.UU., la UE, Rusia y la ONU emitieron una condena conjunta de las políticas de Israel en Jerusalén, afirmando que esas políticas socavan el proceso de paz. Israel ignora estas críticas.

El artículo 1 del Convenio dice que los objetivos de la OCDE serán «contribuir a la expansión del comercio mundial en base a fundamentos multilaterales y no discriminatorios de acuerdo con las obligaciones internacionales». En la persecución de estos objetivos los miembros acuerdan que «proseguirán sus esfuerzos para reducir o abolir los obstáculos al intercambio de mercancías y servicios» (artículo 2). Durante el proceso de solicitud de ingreso de Israel éste ha impuesto uno de los bloqueos de mayor alcance e internacionalmente más criticado sobre la población de la Franja de Gaza. Las áreas de Cisjordania controladas por los palestinos han sido fragmentadas por colonias, el muro de separación, carreteras para uso exclusivo israelí y puestos militares de control. Los palestinos están severamente limitados en su capacidad para llevar a cabo sus importaciones y exportaciones, así como su comercio interior.

El Comité de Ayuda al Desarrollo de la OCDE (DAC) coordina los informes de los donantes internacionales sobre ayuda externa y desarrolla las directrices para la ayuda. Palestina es un importante receptor de ayuda y la principal razón de esta necesidad es la ocupación israelí. Si se concede la pertenencia a Israel esto le capacitará para influir en los procesos políticos que rigen en la ayuda a Palestina.

Instamos a la delegación española para que actúe con el fin de revertir la esperada respuesta positiva a la solicitud israelí de pertenencia. Una manera de hacerlo es exigir que se añadan muevas cuestiones políticas al proceso de revisión de Israel y en consecuencia se posponga la decisión. Otra posibilidad es utilizar el veto de España contra una decisión afirmativa, quizás en cooperación con otros países.

Enviar esta carta a: paris@mpr.es

Otras direcciones de las delegaciones de otros paises se pueden encontrar en la web de la campaña contra el ingreso de Israel en la OCDE. Tan solo hay que modificarla poniendo el país correspondiente.

Otras direcciones a las que las puedes mandar;

Ministerio Asuntos Exteriores.

informae@mae.es

Ministro de Asuntos Exteriores

miguelangelmoratinos@hotmail.com

Diputados en el Congreso

fatima.aburto@diputada.congreso.es

gaspar.llamazares@diputado.congreso.es

gustavo.aristegui@diputado.congreso.es

jose.benegas@diputado.congreso.es

antonio.gutierrez@diputado.congreso.es

1 comentario:

  1. Muchas Gracias Ajab, por reproducir la carta y las direcciones a la que enviar los emails,...lo copiaré en Word y en cuanto pueda enviaré los emails. ¡Ojalá sirva realmente para impedir la admisión en la OCDE!. Tendría que movilizarse toda España y Europa cada vez que hay un intento de estos por compensar al Estado de Israel en lugar de Condenar a sus Criminales Genocidas...
    Saludos

    ResponderEliminar